Todos sabemos que, si quieres vender un producto online, necesitas imágenes. Y no cualquier imagen. ¿Alguna vez has visto publicaciones que ofrecían una excelente descripción de un artículo, pero sin fotos del mismo o con fotos borrosas?

¿Qué es lo primero que piensas cuando ves eso? Quizás no todos, pero sí la mayoría, comenzarán a tener sospechas. El primer pensamiento que salta a la mente es: ¿Tienen algo que ocultar? ¿Nos están engañando sobre el estado del producto?

En cuanto esta idea aparece, se planta como una mala hierba y es casi imposible de olvidar. La venta está prácticamente muerta en ese momento, sin importar cuanto esfuerzo ponga el vendedor en la descripción del producto o en ofrecer un precio imbatible.

¿Por qué son tan importantes las imágenes?

Es difícil decir que las imágenes de producto son un “secreto” para el éxito del comercio electrónico, pues es harto conocido su valor. Pero, aunque todo vendedor quiere eliminar cualquier sospecha del cliente, la psicología de las imágenes va más allá.

Información instantánea

El ser humano es visual por naturaleza, y no hay dudas de que nuestro cerebro puede comprender información visual mucho más rápido que un texto. El viejo adagio “una imagen vale más que 1.000 palabras” está basado en una realidad científica.

Una sola fotografía real de un producto puede proporcionar mucha más información relevante sobre su calidad que varios párrafos de texto. ¿Por qué romperse la espalda describiendo dimensiones, colores, formas y materiales cuando una sola fotografía puede hacer el trabajo por ti?

imágenes de ecommerce

Las imágenes proporcionan un sentido natural de la escala y ayudan a los clientes a familiarizarse con el artículo antes de comprarlo. Además, permiten ilustrar al cliente sobre las formas en que el producto puede serles útil, y mucho más rápidamente que cualquier texto.

Captar la atención

Pocos son los que realmente leen las páginas que visitan. Estudios de marketing muestran que entre los gigantes del ecommerce menos del 20% de los lectores lee realmente palabra por palabra y el 80% se limita a hojear entre lo más destacado.

Para muchas personas, una publicación sin imágenes relevantes no existe. Las imágenes son las que captan la atención de los visitantes. Si tienes grandes fotos de grandes productos, se quedarán para leer los detalles.

Algo para compartir

La posibilidad de compartir contenido se ha convertido en un tipo de moneda. Muchos compradores hablan de sus compras y comparten sus experiencias en las redes sociales. Y si por casualidad comparten imágenes, tu marca adquiere una mayor exposición.

La mayoría de la población confía en las interacciones en redes sociales para informarse sobre sus decisiones de compra. Esta información incluye lo que sus amigos comparten, reenvían y comentan.

Tipos de fotografía de producto

Lo que sigue no es una guía o una clasificación exhaustiva de los tipos de fotografía de producto. Sin embargo, conocer algunos de los más populares siempre es útil para los profesionales del comercio electrónico.

fotografia de productosFotografía de fondo blanco

El fondo blanco es el más común de todos los tipos de fotografía de producto y hay varias razones para ello. La primera razón es su capacidad de crear un golpe de efecto en el que el producto parece estar flotando sobre el fondo.

 

En muchas plataformas de ecommerce, como Amazon, casi todos los productos están fotografiados sobre fondo blanco. Este tipo de foto de producto aparece a menudo también en los catálogos de productos.

Fotografía flat-lay o plana

Las fotografías flat-lay son imágenes tomadas directamente desde arriba, como una vista de pájaro de un conjunto de objetos cuidadosamente dispuestos sobre un fondo. Este tipo de imágenes son ahora más populares que nunca, especialmente en la fotografía de alimentos y de moda.

Fotografía de detalle o macro

Se trata de un tipo de fotografía que requiere una configuración específica de la cámara y la iluminación para lograr una aproximación a una parte del objeto. Esto permite captar sólo un detalle de todo el elemento fotografiado, que con frecuencia tiene un elemento distintivo de tu marca.

También se utiliza cuando se quieren mostrar los acabados, materiales y texturas de los productos. La fotografía de detalle se suele utilizar en catálogos o en sitios web, como complemento y acompañante de imágenes en fondo blanco o planos generales del producto.

imágenes de ecommerce

Fotografía a escala

La escala es uno de los obstáculos más difíciles de superar para los fotógrafos de producto. Representar con precisión los diferentes tamaños, y simultáneamente crear imágenes coherentes, es un reto.

Se pueden añadir objetos familiares como manos, monedas o reglas, pero a menudo esto puede causar distracciones. Afortunadamente existen técnicas de postproducción probadas y reales que pueden proporcionar una representación coherente del tamaño de los productos.

Fotografía de estilo de vida (lifestyle)

Las imágenes de estilo de vida son aquellas que cuentan una historia. No solo del producto, sino también del contexto en el cual se puede usar. Son las más adecuadas para redes sociales, blogs y otros canales de marketing en la parte superior del embudo de conversión.

Aunque se puede escribir un libro completo de fotografía de producto lifestyle, en síntesis, se trata de ver al producto como parte de una escena de la vida. La mayoría de las veces se toman con un modelo, pero también pueden situarse en un contexto real sin modelo.

Creando mejores imágenes de producto para ecommerce

Son muchos los consejos que se pueden dar para crear imágenes de producto útiles y atractivas para tus clientes:

Imágenes grandes, limpias y de gran calidad

Cuando se trata de comercio electrónico, las imágenes más atractivas son aquellas que cumplen con lo siguiente:

  • Debe ser una fotografía profesional del producto que se vende.
  • No debe contener objetos adicionales gratuitos o confusos.
  • Debe estar enfocada, tener una iluminación profesional y ser realista.
  • El producto completo debe aparecer en el encuadre.

Además, asegúrate de utilizar el tamaño máximo recomendado para cada plataforma de comercio electrónico. Las fotografías grandes pueden ser usadas por la plataforma de ecommerce para crear versiones más pequeñas para otros partes del sitio, como las vistas de categoría.

Y también permiten crean vistas ampliadas (zoom) para observar los detalles del producto.

Incluye varios ángulos

La imagen en el ecommerce compite con la experiencia de sostener en la mano y revisar el producto en una tienda física.

Teniendo esto en cuenta, considera la posibilidad de mostrar tus productos desde varios ángulos, o incluso integrar varias imágenes para crear una vista fluida en 360°. Esto último depende de si la plataforma de comercio electrónico lo permite.

catalogo web

Muestra los materiales y colores de forma real

Utiliza imágenes individuales y cercanas para mostrar características específicas del producto, texturas o materiales. Estas imágenes dan una mejor idea del valor del producto.

Si tienes varias opciones de color o acabados, es muy importante que tengas imágenes de cada una de las opciones para mostrar al cliente.

Brinda una sensación de contexto y escala

Para algunos productos, el tamaño puede no ser obvio. Muestra estos artículos en un contexto para que los compradores puedan hacerse fácilmente una idea de la escala. Esto puede requerir fotografías de estilo de vida, o el uso de objetos familiares de tamaño conocido.

imágenes de ecommerce

No te sientas obligado a seguir todos los consejos y utilizar todos los tipos de imágenes de producto a la vez. Aplícalos gradualmente y observa la reacción del público. Luego puedes concentrarte en lo que funciona mejor para ti.

auditoria-web

Pin It en Pinterest